Descubre la última tendencia en ropa de fitness

Se acaba el verano, pero damos la bienvenida al deporte y a la alimentación equilibrada. Una vida saludable puede estar perfectamente combinada con moda y tendencia. Porque, aunque no lo creas, también existen unas tendencias para la ropa de fitness. Y es que esta moda de fitness ya se asocia a otro look para el gym. De nada sirven las viejas mallas negras con camisetas viejas o de publicidad. La moda fitness es un boom que ha entrado con energía, la misma que tú necesitas para empezar a hacer deporte.

Ahora ir al gym es sinónimo de moda. ¿Quieres conocer la última tendencia? Pues sigue leyendo este post, ya que estos consejos te ayudarán.

Tendencias en moda fitness

Los tops de colores llamativos con la espalda al aire simulando mosaicos están muy de moda. Aunque también se han ido incorporando las mallas con estampados futuristas o sudaderas con diferentes cortes y escotes. Algo muy de moda son las mallas con push up​. Está claro que vas al gym a ponerte en forma, pero, si, además, marcas esas nalgas, te sentirás más a gusto contigo misma.

Pero las chicas fit ya no solo buscan la estética, sino también la comodidad, la adaptabilidad y el confort en sus prendas. Cada vez más la tendencia es utilizar ropa sin costuras, que se adapte y, además, haga sudar lo mínimo posible.

Y, por supuesto, de nada sirven las zapatillas clásicas blancas. Las zapatillas de fitness tienen que combinar perfectamente con el look que llevemos. Eso sí, tienen que ser cómodas; y, si pueden ser de marca, mucho mejor. ¡Ante todo, estilo!

Ahora ya dependerá del tipo de ejercicio que vayas a hacer. Podrás optar entre un tipo de estilo u otro. Si vas a estar dentro del gym, lo mejor es optar por mallas por la rodilla o justo por debajo de ella, con tops atrevidos o sudaderas cortas. De este modo, podrás realizar cualquier tipo de tabla en máquinas o actividades como zumba, aerobic, spinning… Si, por el contrario, te gusta más correr al aire libre, escoge unas zapatillas de fitness adecuadas para el running y te aconsejamos elegir también unas mallas largas para que las inclemencias del tiempo no interrumpan tu ejercicio.

Y -¡por qué no!-, para ir al gym, también son necesarios los complementos de la ropa de fitness, como un reloj que cuente las calorías que has perdido, unos discretos pendientes o ir maquillada. Aunque te parezca raro, también es tendencia utilizar maquillaje apropiado para ir al gym, pero no uno cualquiera, sino una línea cosmética que sea compatible con realizar ejercicio. No se trata de ir maquilladas como si fuéramos de fiesta, pero sí nos interesa un toque que nos distinga y nos haga sentir más guapas también haciendo ejercicio.

Fiestas navideñas a la vista, ¡cuidado con los excesos!

Las fiestas navideñas son un tiempo en el que cuesta evitar los excesos. Las comidas familiares llegan una tras otra, por no hablar de las cenas de empresa, fiestas con amigos y un sinfín de eventos que resultan ineludibles.

Los cambios en tus hábitos tienen un efecto importante sobre tu salud, especialmente si son radicales y de manera muy repentina. Por ello, mantener ciertas rutinas de ejercicio y cuidar la alimentación en lo posible serán tu mejor estrategia. ¿Cómo puedes conseguirlo?

Cómo mantenerte sana durante las fiestas navideñas

Es evidente que durante las fiestas navideñas no podrás evitar los eventos. Incluso si te dices a ti misma que no te pasarás mucho con las comidas, la realidad es que los dulces apetecen y el ambiente distendido favorece los excesos. No es solo algo que te pase a ti, sino que todo el mundo pasa por lo mismo.

Por ese motivo, una aproximación equilibrada representa una estrategia con más probabilidades de funcionar. Planifica en lo posible tu calendario, valorando la posibilidad de reservar algunos días para tus rutinas de ejercicio.

No hace falta que intentes ir al gimnasio todos los días, ni tampoco mantenerte al mismo nivel que en tus momentos de mayor concentración del año. Trata, sencillamente, de no perder el contacto con el deporte. La planificación te ayudará a cumplir este objetivo.

Con respecto a la alimentación, una buena forma de compensar los días de excesos consiste en intentar mantener un control sobre las calorías que consumes durante ciertas comidas. En lugar de apostar por reducir lo que comes durante los días de celebración, trabaja con el enfoque opuesto: trata de manejar lo que comes todos los días que no haya fiestas. Verás que es mucho más sencillo controlar tus hábitos en fechas menos señaladas.

Las fiestas navideñas son una época para disfrutar

Es importante que no pierdas de vista que este tipo de comidas familiares y momentos especiales no se repiten durante todo el año, sino que son algo muy concreto que deberías disfrutar sin cargo de conciencia.

Muchas personas te recomendarán el control de todo lo que comes y haces pero, salvo que tengas una voluntad de hierro, es probable que te cueste mantener una actitud tan rígida. La vida, después de todo, hay que vivirla en plenitud y equilibrio: te mereces disfrutar.

Con la llegada de las fiestas navideñas bastará con que programes un poco los días más señalados, mantengas en lo posible el ejercicio y los hábitos saludables de alimentación para, tan pronto llegue enero, retomar tus costumbres habituales. Así no tendrás que arrepentirte de pasarte el final de año contando calorías, pero tampoco te llevarás un disgusto enorme al llegar el nuevo año. ¿No crees?

 

Festival de Cine de San Sebastián y la oferta de ocio alternativa

Festival de Cine de San Sebastián y la oferta de ocio alternativa

El festival de cine de San Sebastián es uno de los eventos más importantes y conocidos de la ciudad. Es una semana especial donde la cultura y el cine se presentan en San Sebastián de una forma única y en estado puro.

Pero si buscas alternativas, siempre hay muchos planes que poder realizar en San Sebastián como alternativa al festival de cine.

Comer Pintxos en San Sebastián

Quizás sea una de las cosas más conocidas de San Sebastián. Entre su gastronomía, destaca este pequeño trozo de arte culinario.

San Sebastián es la cuna de los pintxos, aquí puedes encontrar una gran variedad de ellos. Su casco antiguo está repleto de pequeños bares, donde muestran en sus vitrinas sus mejores pintxos. Es un buen momento para ir con amigos.

La playa de la Concha

Esta playa, con un diseño espectacular dentro de San Sebastián, ha conseguido enamorar a muchas personas. Desde famosos a multitud de turistas.

Es una playa ideal para realizar actividades de ocio como pasear, para fotografiarse o para bañarse.

Realizar Surf en la playa de Zarautz

Zarautz es un pequeño pueblo cerca de San Sebastián. Es un encantador pueblo, con una gran gastronomía, aquí se encuentra el restaurante de Karlos Arguiñano.

Para los amantes del surf, la playa de Zarautz es su santuario. En esta playa se realizan a menudo campeonatos de Surf.

Visitar el Aquarium

El Aquarium de Donostia es uno de los sitios más visitados de la ciudad. Está integrado en el paisaje junto a la bahía de la Concha. Cuenta con una gran variedad de especies marinas. Destacan sus tiburones toro y la posibilidad de ver cientos de peses gracias a su túnel de cristal.

Visitar el Monte Igueldo con el Funicular

El monte Igueldo se encuentra al este de San Sebastián en el barrio de Igueldo. Tiene 181 metros de altitud y en su cima se encuentra el Hotel Mercure Monte Igueldo y el parque de atracciones.

Para acceder al monte Igueldo se puede tomar el funicular, el cual es el tercer funicular más antiguo de España. Sus vistas de la Bahía son espectaculares.

Los Frontones

El deporte de la pelota vasca, tiene en San Sebastián un espectacular ambiente. Durante un partido el ambiente las personas, todo lo que rodea a este deporte se convierten en una experiencia única.

Castillo de la Mota

Al otro extremo de la Bahía se encuentra el monte Urgull, es un paraje natural muy cerca del centro de Donostia.

Este Castillo cuenta con mucha historia en un su interior. Ya que ha sido testigo de muchas batallas.

Se conserva numerosos cañones y en su interior se encuentra la casa de la historia. Donde se narra la historia de la ciudad.

Cómo lograr un estilo propio en moda

Cómo lograr un estilo propio en moda

El mundo de la moda renueva las tendencias cada temporada, y lo que hoy es la prenda más trendy mañana puede pasar totalmente desapercibida. Pero lo más importante es tener estilo propio para sentirte diferente sin renunciar a las prendas del momento. Con un poco de iniciativa y confianza en ti misma podrás conseguir ser elegante sin renunciar a tu personalidad.

A continuación, vamos a ofrecerte una serie de consejos para no renunciar a tu estilo siguiendo las tendencias del momento. Recuerda que todas somos únicas y si nos vemos guapas y seguras de nosotras mismas, todos nos observarán de la misma forma.

Cómo buscar tu estilo

Busca en tu interior. Lo primero que debes hacer es preguntarte quién eres, qué es lo que quieres y a dónde te diriges. Hay que conocerse a uno mismo para definirse. Para ello, haz una lista con las cosas que te gustan, aquellas que te hacen feliz, y también elabora una lista con los sueños y metas que te has marcado en la vida.

Conoce tu cuerpo. Conocer de antemano qué es lo que te favorece conlleva sacar al máximo todo el provecho de tu cuerpo. Dependiendo de la forma de tu silueta podrás resaltar aquellas zonas que destacan sobre otras o disimular de manera acertada esas zonas que menos te gustan.

Busca los colores que más te favorezcan. Elige prendas dependiendo de tu color de piel, tu tono de cabello o el color de tus ojos. De esta manera, conseguirás resaltar aún más tu belleza. No olvides que los complementos también visten y deberás utilizar aquellos que consigan iluminar tu rostro o tus ojos.

Identifica tu propio estilo. Todas tenemos prendas fetiche, que son aquellas que nos hacen sentir cómodas en todo momento, esas que nos aportan seguridad en nosotras mismas. Algunas mujeres nos encontramos cómodas con vaqueros y zapatillas de deporte, y eso no quiere decir que no seamos elegantes. La clave es utilizar eso que te hace sentir segura. Así que, si tu estilo es romántico o deportivo, no renuncies a él.

Sé tú misma. Da igual lo que dicten las tendencias. Si tú te encuentras cómoda con un estilo concreto no renuncies a él bajo ningún concepto. Siempre habrá un bolso, un pañuelo o un recogido que aporten un cambio a tu look sin que te sientas disfrazada. Si no te gustan los tacones, no te los pongas. Así de sencillo.

Mezcla estilos. Las modas vienen y van, pero el estilo es eterno. Sigue tu camino en la moda, busca referentes en el cine o las revistas de tendencias, pero no olvides que tú eres única. Elige prendas de diferentes temporadas y mézclalas.

Así que no olvides esta máxima: lo verdaderamente importante es la actitud. Define tu estilo sin renunciar a tu personalidad y no habrá quien se te resista.

Aprovecha el verano para vivir nuevas experiencias

Aprovecha el verano para vivir nuevas experiencias

Las vacaciones son para descansar y desconectar y, muchas veces, eso significa experimentar. Haciendo cosas nuevas nuestro cerebro «se reinicia», olvida las preocupaciones diarias y se centra en las sensaciones divertidas y estimulantes que siempre trae lo novedoso.

Además, viviendo experiencias nuevas puedes encontrar una afición que te acompañe para siempre. Así que, ¿y si te lanzas este verano?

Deporte y actividad física para el verano

Seguro que hay una actividad física atrevida que siempre has querido probar. Sol, aire libre, montaña, playa… el verano invita dejar atrás las cuatro paredes de casa o la oficina. ¡Aprovecha!

Deportes acuáticos

Las vacaciones en la costa, el río o el embalse nos permiten tomar el sol y refrescarnos con agradables baños. Pero, también, practicar deportes acuáticos. Puedes ir por libre, pero también podrías dar un cursillo o clases con monitores especializados. Esto es interesante si se trata de deportes que requieren ciertas medidas de seguridad, un entrenamiento previo y/o un equipamiento muy específico.

No te lo pierdas. Este verano podría ser aquel en el que te iniciaste en el surf o en sus variantes como el paddle surf o windsurf. ¿Buscas una actividad todavía más atrevida? ¿Qué te parece volar sobre el mar practicando kite surf ?

Otras opciones son, por supuesto, el buceo, la piragua, el kayak o la vela. En muchos ríos podrás hacer rafting, una actividad que es pura adrenalina; o barranquismo, con el que combinas el deporte acuático con el senderismo.

Deportes en tierra

¿Hemos dicho senderismo? ¡Sí! Porque esta actividad es perfecta para las horas frescas del verano. ¿Nunca has deseado tener tiempo para descubrir los bonitos parajes naturales de tu comarca? El senderismo te permite darle caña a tus piernas y tu respiración mientras disfrutas de la tranquilidad del campo.

También puedes redescubrir tu ciudad. Quizá te sorprendas con lo divertido que puede ser retomar los patines que abandonaste al pasar la adolescencia. Si tienes hijos, patinar es una actividad divertida que podéis compartir. Si no los tienes, es una oportunidad perfecta para hacer deporte urbano y que la brisa te refresque.

Otras actividades

No todo es deporte. Prueba actividades nuevas. ¿Verdad que te da envidia (sana) la gente que hace buenas fotos? ¿Y los buenos cocineros y reposteros? Aprovecha tus días libres y haz un curso de fotografía o de cocina. Verás qué rápido consigues resultados excelentes.

Recupera tu interés por la música, acude a conciertos de grupos y estilos nuevos, ve al cine de verano y date un atracón, por fin, con todas las temporadas de tu serie favorita.

¡Y sonríe!

Hacer cosas nuevas oxigena la mente y el cuerpo. Volverás de tus vacaciones con una gran sonrisa en la cara porque habrás descubierto cosas fascinantes y muy divertidas.

Beneficios de un retiro de yoga en verano

Beneficios de un retiro de yoga en verano

El verano ya llegó, y con él las vacaciones. Pero en vez de optar por las vacaciones convencionales de todos los años, ¿te has planteado alguna vez la posibilidad de realizar un retiro de yoga? Se trata de una experiencia única y muy beneficiosa para ti, puesto que te ayudará a desconectar de la rutina, del estresante día a día y recargar energías mientras aprovechas al máximo tu tiempo libre. Además, estarás en plena naturaleza, algo que sin duda te ayudará a desconectar y a disfrutar todavía más de esas vacaciones que tanto te mereces.

 

Mucho más que yoga

Lógicamente, el yoga es la principal atracción de estos retiros con los que podrás restablecer tu cuerpo y mente, pero no la única. Por ejemplo, la alimentación, una cuestión que no siempre valoramos como deberíamos y que te ayudará en el retiro. Aunque estés acostumbrada a un tipo de dieta específico nunca es tarde para probar nuevas cosas, y una de las claves de los retiros de yoga es la alimentación. Predominan los alimentos vegetarianos, muy importantes para ese reinicio interno que buscamos, y las bebidas alcalinas con las que equilibrar el PH.

Y aunque lo de retiro te suene a que vas a estar sola -o contigo misma- buscando la paz interior, la verdad es que los retiros nos sirven para conocernos mejor, pero también para conocer mejor al resto de participantes, tanto alumnos como profesores. Durante la convivencia vivirás en un mundo a parte, reforzarás tus lazos con esas personas, unas amistades que a partir de ahora te acompañarán para siempre, aunque sea desde el lado espiritual. Una vez acabado el retiro no serás la misma persona, habrás cambiado a mejor.

Otra de las ventajas de participar en un retiro de yoga es que podrás incluir sesiones de mucha más calidad que las del gimnasio. No es lo mismo practicar yoga en un horario determinado que tener todo el día para hacerlo, lo que te permite incluir pranayamas, mantras, visualizaciones o meditaciones guiadas. La combinación de distintos estilos de yoga (vinyasa, iyengar, ashtanga) es toda una experiencia para el alumno. Puedes aprovechar para meditar al amanecer o al atardecer, algo que en tu día a día no siempre es posible, o meditar en plena naturaleza.

Por último, conviene decir que estos retiros son aptos tanto para las que ya lleváis más tiempo practicando yoga como para principiantes. No hay un nivel mínimo para participar en un retiro de yoga, cualquier persona puede participar en ellos. Las sesiones se adaptan al nivel de cada participante.

Por todo ello, una vez acabado el retiro notarás tu cuerpo y tu mente más equilibrados, te habrás relajado, tendrás nuevas energías y será una experiencia inspiradora, de aprendizaje pero también compartida con el resto de participantes.